Samsung Galaxy A80 con cámaras reversibles, ¿Es la mejor solución?

Este año se han puesto de moda las cámara frontales retráctiles, que hemos visto en móviles como el Huawei P Smart Z, OnePlus 7 Pro o Xiaomi Mi 9T. Pero, a pesar de la tendencia del mercado, con el Samsung Galaxy A80 se ha introducido un sistema diferente: el de las cámaras reversibles, para que hay solamente un conjunto de ellas. ¿Es la mejor implementación que podría haber dado el uso que hacemos de un Smartphone?

Reversibles, no retráctiles

Una forma de llamar la atención es hacer lo contrario al resto del mercado, y está claro que a nivel de impacto no hay duda que lo hubo. Samsung ha decidido utilizar un único sistema de cámaras reversibles, para que sean válidas tanto para hacer fotos de paisajes como para tomarse selfies. La idea es buena, aunque tiene sus puntos en contra de cara a un uso prolongado del teléfono a lo largo del tiempo.

En primer lugar implica que hay una parte móvil notable, más si lo comparamos con el módulo de la cámara retráctil. En segundo lugar se aumenta el grosor del perfil, en este caso hasta los 9,3 mm. Y al ser una parte móvil más sustancial, también se ve afectado el peso del producto en sí. En tercer lugar mi impresión es que es un sistema más frágil y queda más expuesto ante posibles caídas, a lo que se añade el hecho de que a veces el módulo de cámaras no queda perfectamente dispuesto.

Y en cuarto lugar decir que quien compre el Samsung Galaxy A80 ya se puede ir olvidando de contar con un sistema de reconocimiento facial. Está claro que la compañía lo podría haber implementado, pero  de haberlo hecho quizás se habría restado vida útil al sistema de cámaras reversibles. El terminal cuenta con dos cámaras a nivel «práctico», una principal de 48MP y apertura F2.0 y una gran angular de 123º de 8MP y apertura F2.2.  Y la tercera cámara, de profundidad, sirve básicamente para cuando se necesite desenfocar el fondo en fotos y vídeos con efecto bokeh.

Gran pantalla, bonito diseño pero auricular para llamadas no muy bueno

Soy consciente que hoy en día el hecho de realizar una llamada de voz no es algo tan habitual como hace 10 o 15 años, pero eso no quita de que la calidad de audio en dicha función sea de dudosa calidad. Es algo que me sorprendió al realizar la primera llamada, y casi acto seguido realizar una segunda para terminar de confirmar mi sorpresa. Te puedo asegurar que el Samsung Galaxy A80 no es un Smartphone para estar colgado al teléfono durante horas, a no ser que quieras desquiciarte en el proceso.

No lo he dicho, pero el teléfono no cuenta con el clásico auricular para llamadas visible junto al margen superior. En este caso se ha implementado un sistema que hace uso de las vibraciones en el cristal frontal para transmitir el sonido que debe llegar a nuestro oído. Y sí se escucha la voz de nuestro interlocutor, pero le falta claridad al sonido y tiene lugar un molesto efecto embotellamiento (al menos así lo percibo yo. Y así lo pensé en su momento, no sería capaz de conducir llamadas de larga duración.

El Samsung Galaxy A80 de primeras demuestra ser un producto impactante por el todo pantalla con marcos super ajustados y ese cuerpo con dos caras de cristal separas por un perfil metálico. Se dispone de una imponente pantalla Super AMOLED FULL HD+ de 6,7 pulgadas, lo que es perfecto para reproducir vídeo salvo por el hecho de que le ha faltado un segundo altavoz para contar con efecto sonoro más consistente. Y que no se me olvide, no se puede usar una tarjeta micro SD. Y no, tampoco contamos con un jack de auriculares de 3,5 mm, ni carga inalámbrica ni resistencia al agua.

Carga rápida y procesador Snapdragon 730G

El Samsung Galaxy A80 cuenta en mi opinión con un buen sistema de carga rápida, y lo digo por que en 60 minutos se puede alcanzar un 84% de nivel de batería. ¿Sorprendido? Probablemente sí, al igual que yo. Pero, por otro lado, en cuanto a autonomía el teléfono se puede quedar corto en ciertas actividades. La batería de 3700 mAh creo que se quedará corta solo teniendo en cuenta las prestaciones de la pantalla. ¿Por qué no se ha incluido una de 4500 mAh como en el caso del Galaxy A70? Es incompresible.

También creo acertada la decisión de incorporar un procesador Snapdragon 730G, que cuenta con tecnología de 8nm y está acompañado por una GPU Adreno 618 y por 8GB de memoria RAM. En otras palabras, es un teléfono que dará la talla al correr juegos como Real Racing 3 o PUBG Mobile, y en el desempeño general no me ha decepcionado tampoco. ¿Quieres conocer más a fondo el Galaxy A80? En ese caso te recomiendo encarecidamente que le eches un ojo al review en vídeo que tienes anexo en este artículo.

Anuncios

Deja un comentario